Este lunes se llevó a cabo en Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, el taller para la implantación universal de la Plataforma Digital en Salud Materna e Infantil en el Programa IMSS BIENESTAR del estado de Chiapas.

Esta plataforma, desarrollada por Fundación Carlos Slim, permitirá a los profesionales de la salud realizar intervenciones estratégicas en beneficio de las mujeres embarazadas y sus bebés, en las 561 unidades médicas rurales y en los 10 hospitales rurales de IMSS BIENESTAR en esa entidad.

Se otorgarán 925 becas académicas para que todo el personal pueda cursar, en línea o fuera de línea, el diplomado en Salud Materna e Infantil. Con la entrega de estas becas en Chiapas ya suman 2,861 profesionales de la salud de IMSS BIENESTAR capacitados a través del diplomado (945 en Michoacán y 991 en Puebla). Estas acciones que beneficiarán a la población más vulnerable de ese estado, son resultado de la colaboración entre IMSS BIENESTAR, a cargo de la Dra. Gisela Lara Saldaña, titular del programa, y Fundación Carlos Slim.

Otro de los componentes de la plataforma es la Medición Integrada para la Detección Oportuna en el Embarazo (MIDO Embarazo), la cual permite identificar los principales factores de riesgo que ponen en peligro la vida de las mujeres durante su embarazo, entre los que se encuentran: diabetes gestacional, pre-eclampsia, infección en las vías urinarias, detección de VIH y Sífilis y la ganancia de peso. Cada uno de los 10 hospitales rurales será dotado con un Módulo MIDO y una unidad MIDO portátil para la búsqueda intencionada de embarazadas en la comunidad.

Durante el evento, encabezado por el Dr. César Ernesto Uhlig, supervisor médico delegacional de IMMS BIENESTAR Chiapas, se reconoció el esfuerzo académico de los profesionales de enfermería de los 10 hospitales rurales de la entidad por haber tomado el curso Experto MIDO Adultos y Embarazo en la plataforma educativa Aprende.org, con lo cual, podrán hacer frente a las diferentes necesidades en la salud materna e infantil de la entidad. También se dotó con unidades de trabajo a 250 parteras tradicionales para facilitar la atención del parto limpio.

Se estima que con todas estas acciones se beneficiará a más de 35 mil mujeres embarazadas y sus bebés, así como que se podrán evitar alrededor de 250 muertes al año entre la población más vulnerable de la entidad.