Investigadores estadounidenses crearon una vacuna experimental que puede proteger a los macacos cangrejeros (Macaca fascicularis) contra cuatro tipos de virus de fiebre hemorrágica endémicos de varias regiones de África. La Rama Médica de la Universidad de Texas en Galveston, junto con Profectus BioSciences en Nueva York, actualmente están desarrollando y concretando pruebas con la vacuna candidata tetravalente VesiculoVax, con el apoyo del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas (NIAID) de los Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos (NIH) y la Universidad Redeemer en Nigeria.

El trabajo, publicado recientemente en la revista Journal of Clinical Investigation, describe cómo se creó la vacuna utilizando un virus de estomatitis vesicular atenuado (debilitado) vivo para administrar proteínas que pueden provocar respuestas inmunitarias protectoras. Las proteínas son del virus del Ébola (cepa Kikwit), virus de Sudán (cepa Boniface, que también causa la enfermedad del virus del Ébola), virus de Marburgo (cepa Angola) y virus de Lassa (cepa Josiah). No existen vacunas autorizadas que aporten protección contra ninguno de estos virus, los cuales pueden causar enfermedades graves e incluso la muerte.

Cabe señalar que los primates infectados en el estudio fueron expuestos a diferentes cepas del virus de Sudán (Gulu) y del virus de Lassa (0043/LV/14), a fin de determinar si la vacuna sería de protección cruzada. Dichas cepas de Lassa están circulando a causa de un brote en Nigeria que comenzó en 2018. Estudios previos indican que la vacuna en investigación del virus del Ébola (Kikwit) protegerá contra otras cepas del Ébola.

Los científicos inocularon 20 macacos con una dosis primaria y de refuerzo de VesiculoVax tetravalente. Los animales tuvieron cinco extracciones de sangre para verificar una respuesta inmune, incluso el día de la vacunación inicial y los días 10 y 28, luego el día 56 cuando recibieron una inoculación de refuerzo, y nuevamente el día 66. El día 84, los investigadores infectaron macacos con los cuatro virus distintos de fiebre hemorrágica, y les dieron seguimiento hasta el día 112.

Doce macacos adicionales que estaban infectados con los cuatro virus pero no recibieron la vacuna se enfermaron, pero ninguno de los animales vacunados lo hizo. Solo en uno de los 20 animales vacunados pudo detectarse alguno de los cuatro virus de la fiebre hemorrágica (específicamente el de Lassa) después del estudio.

Los científicos afirmaron que añadir el componente del virus de Lassa a su vacuna multivalente es un avance científico emocionante, puesto que ya habían desarrollado una vacuna trivalente experimental que brindaba protección contra los virus del Ébola, de Sudán y de Marburgo. Ahora, los expertos planean realizar más pruebas de vacunación contra otras cepas del virus de Lassa, y desean evaluar más a fondo si una vacuna de dosis única tetravalente podría ser segura y efectiva.

 

Vía: Science Daily